Los Relatos Musicales de @yugm76 en febrero son «LoveActually»: Dulce maldición

 En febrero el amor es el rey, y más si estamos en la semana de San Valentín

Y si alguna vez dudas o has dudado del poder del amor recuerda esta frase de Daniel en la película Love Actually: Dile que la amas. No tienes nada que perder, y siempre te arrepentirás si no lo haces”

¿Jugamos?…

Dulce maldición

¡¡No puedo más, me cuesta respirar, me ahogo!!

Estoy temblando. Las manos sudorosas y esa sensación de nervios que me recorren todo el cuerpo. Me tomo un refresco a sorbos pequeños para ver si consigo centrarme y calmarme un poco. Tengo el estómago tan cerrado que no me deja ni tragar. Tengo la tentación de largarme de la cafetería y dejarte plantada.

Entonces es cuando tu recuerdo, tu olor, la forma de tu pelo, tus ojos, tu boca… vuelven a mí, no permitiéndome levantarme de la silla, pensando que es la única oportunidad que tengo.

Días, meses, años, es lo que llevo esperando este momento y no pienso echarme atrás por un simple ataque de nervios.

Todo comenzó el día que te mudaste. Lo recuerdo como si fuera ayer. Volvía de trabajar cuando vi el camión de la mudanza aparcado delante del portal. “¡Vecinos nuevos!”, pensé, pero en ningún momento ideé que sería alguien como tú. Llegué a nuestra planta, anodina hasta ese mismo instante y allí estabas, tratando de abrir la puerta de tu nueva casa, mientras que hacías malabarismos con las llaves y una enorme caja en las manos. Me sentí como tu Quijote y fui corriendo a ayudarte. Efectivamente, desde aquel día me volví loco.

Recuerdo las veces que miraba por la mirilla, la bolsa de basura en la puerta, para poder bajar contigo en el ascensor. Las ocasiones en las que iba a pedirte sal, cuando toda la comida que compro es preparada, no sé cocinar. Tu ropa colgada con la mía en las cuerdas de la comunidad. Los momentos que esperaba una reunión de vecinos para poderme sentar a tu lado. Necesitaba solo unos segundos de la luz de tu mirada, notar por un instante que tú sientes lo mismo que yo.

Lo peor era cuando te veía entrar con otros hombres en tu piso, sabía perfectamente como terminaría esa noche. Yo no podía hacer nada por evitarlo. O cuando te marchabas de vacaciones dos veces al año. La espera de volverte a ver me hacía perder el juicio.

¡Eres mi dulce maldición!

Todos los años desde ese día te envío un ramo de rosas por San Valentín, sin tarjeta, sin remitente, para que no sepas de quien es. Tenía celos hasta del florista al que abrías la puerta. Este año he decidido que esto tiene que cambiar, que no puedo seguir así ni un día más, he tenido el valor para enviarte una tarjeta, junto con las flores, proponiéndote una cita.

¿Vendrás? ¿Acudirás a nuestra cita?

 

@yugm76

 

Acerca de Galiana

Escritora
Esta entrada fue publicada en Escritora, Literatura, Narrativa, Relatos, Relatos musicales, Yu Gm y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s