Miradas furtivas: Senderismo casero

Quién iba a contarnos que la tarima de nuestro hogar iba a ser más dura que la sierra más escarpada de las sierras montañas.

En confinamiento la comodidad del pijama debe ir acompañada de calzado resistente y cómodo, si te embarcas en tu hora y media de paseo diario, para que la sangre corra y los músculos y las neuronas sigan activos.

 

 

@joseraigal

Acerca de Galiana

Escritora
Esta entrada fue publicada en Fotografía, Miradas furtivas y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s